¿Cansado de desear lograr las fotos de las celebridades en sus redes sociales?

¿Eres de los que piensan que solo puedes obtener una buena foto a través de cámaras profesionales?

Pues, deshazte de esos prejuicios porque a través de unos cuantos pasos y tu móvil, podrás conseguir esas fotos que siempre soñaste.

Primer paso: Enfoque

Tienes que asegurarte que el objeto, persona o paisaje a fotografiar esté ubicado según “la regla de los tres tercios”.

Esta consiste en dividir mentalmente la pantalla de tu teléfono en tres partes iguales, tanto vertical como horizontalmente.

A través de esta segmentación se crearán cuatro puntos, de manera que debes ubicar el objeto a fotografiar en uno de los puntos donde se interceptan las líneas.

Así:

La idea principal es no enmarcar a la persona o el objeto justo en el medio, ya que al hacerlo, visualmente se pierde el interés en los demás atractivos que pudiera tener la foto.

Sin embargo, puedes romper la regla si  lo que está alrededor no tiene gran importancia.

Segundo paso: Fondo

No hay nada que pueda destruir tanto una foto como el ¡fondo!

Personas, animales u objetos atravesados pueden arruinarte el momento.

Por favor, tómate unos segundos antes de dar clic, ya que hay imágenes que no se pueden arreglar cortándolas y es mejor que veas bien lo que vas a fotografiar.

Tercer Paso: Iluminación

Aunque los Smartphones mejoran cada día (¡van volando!) la configuración de sus cámaras, es bueno conocer tips para “ayudar a tu celular a captar mejor la luz”.

¿Me sigues?

Lo que debes tener en cuenta en este punto es la estación y el horario,  puesto que la iluminación cambia totalmente.

El verano aunque pudiera ser la época más atractiva, a su vez es la que tiene más restricciones.

En general, debes tratar de evitar las horas centrales (12:00 m y 4:00 pm) ya que la posición del sol  está justo sobre el eje central, lo que causa sombras muy duras que pudieran dar la ilusión de ojeras y ocasionar que la foto se vuelva plana.

Casi siempre es bueno buscar los llamados horarios azules, (primeras horas de la mañana y al finalizar la tarde). Por otra parte, si consideras que hay demasiada luz y percibes que la foto se ve “quemada” (sobreexpuesta a la luz) puedes colocar tu mano o un trozo de papel sobre el lente, cuidando que este no se vea obstruido.

Cuarto paso: Conoce tu cámara

Aunque fotografiar durante el horario descrito anteriormente  puede ayudarte a conseguir mejores imágenes, a veces el momento de la foto llega y no puedes esperar “el momento perfecto” para tomarla.

Así que debes conocer detalles de la configuración de tu cámara como:

La sensibilidad ISO

La web Xatakamovil explica que esta herramienta:

Se encarga de elegir cuánta luz recogerá el sensor para hacer la fotografía. Cuánta más luz haya en el ambiente, menor será la sensibilidad ISO que tenemos que seleccionar y viceversa. En este sentido, el aumento de la ISO nos puede ayudar a conseguir imágenes más luminosas en entornos de baja iluminación.

Resolución:

Se usa para elegir el tamaño de la imagen  sin que pierda su calidad. Mientras  más resolución,  mayor será su tamaño. Esto hará que la foto se vea mejor y con más detalles.

Modo Enfoque:

Este método es usado en dos casos. Según la página de Vodafone:

El primero, es cuando se toma la foto a un paisaje a más de un metro y es llamado “modo automático”. El segundo, es  el modo macro,  a medio metro de distancia del objeto  para conseguir que se vean más nítidas y claras las fotos de objetos cercanos.

Quinto Paso: Mantén limpio tu lente

Recuerda  siempre que puedas frotar tu lente  con alguna tela de algodón o gamuza para quitarle cualquier sucio que obstaculice la nitidez de la foto.

Esto le dará un toque impecable a tus imágenes.

Sexto Paso: Equilibrio

Aunque suene obvio, debes tratar en lo posible de no moverte mientras capturas ese momento mágico. Contener la respiración durante unos segundos te servirá de mucho.

Séptimo paso: Sé creativo

La creatividad es el principal ingrediente para una buena foto, si eres el que posa o el que fotografía debes fomentar la creatividad: probar un nuevo ángulo, una nueva pose o un nuevo lugar.

Octavo Paso: Lo que debes evitar

Según te sea posible  no uses el zoom ni el flash

¿Por qué?

Ambos distorsionan la imagen y en el caso específico del flash puede provocar sombras innecesarias.

Noveno Paso: Repite y vuelve a repetir

Puede ser fastidioso pero la diferencia entre una foto ordinaria y una extraordinaria, es tomarlas muchas veces, hasta lograr el efecto, ángulo y pose deseados.

No te desesperes.

Después de que domines los pasos anteriores, te aseguro que tus likes, piropos y buenos recuerdos aumentarán.

¡Ahora agarra tu celular y ve por las fotos que te mereces!

Share This